Inicio

Toma el control de tu salud, vitalidad y longevidad.

Con nuestro plan nutricional personalizado y efectivo, te ayudaremos a tomar el control de tu salud

Como nutrióloga, trabajaré contigo para identificar la causa raíz de cualquier problema de salud subyacente. Practico medicina basada en evidencia científica, por lo tanto, mis planes de tratamiento están sustentados y estarán especialmente diseñados para ti.

En Effective Nutrition nuestra misión es ayudar a nuestros clientes con su salud, vitalidad y longevidad utilizando principalmente el poder de los alimentos reales y adoptando hábitos de vida positivos.

Trabajamos con programas de atención médica preventiva, salud personalizada y estilo de vida utilizando un enfoque de Terapia de Nutrición de Medicina Integrativa y Funcional (IFMN), donde la filosofía se centra en un modelo holístico donde “la comida es medicina”.

Nos tomamos el tiempo con los clientes para brindar atención individualizada, basada en todas las preocupaciones del cliente. Utilizamos pruebas funcionales de laboratorio y exámenes físicos para evaluar tu salud. Nuestro objetivo es llegar a la raíz del problema y alentar los procesos de curación del cuerpo.

La medicina funcional aborda las causas subyacentes de la enfermedad utilizando un enfoque orientado a los diferentes sistemas de nuestro cuerpo por ejemplo, endocrino, respiratorio, nervioso etc. e involucrando al paciente y al profesional en una asociación terapéutica.

También implica comprender los orígenes, la prevención y el tratamiento de las enfermedades crónicas complejas en lugar del modelo convencional predominante que se enfoca en el tratamiento de los síntomas.

“Un cuerpo sano es el hogar de un alma sana, aumenta tu confianza y curiosidad, y te hace más resistente al estrés”

Alan Weiss

¿En qué puedo ayudarte?

Pérdida de peso y alimentación emocional

Pérdida de peso saludable, rompiendo malos hábitos, control y manejo de peso y azúcar en la sangre.

Salud Digestiva

Hinchazón, síndrome del intestino irritable

(SII), reflujo ácido, diarrea, estreñimiento, sensibilidades e intolerancias alimentarias.

La salud de la mujer

Desequilibrio hormonal femenino, problemas reproductivos, síndrome premenstrual, embarazo, planificación previa a la concepción, atención posparto y menopausia.

Alimentación inteligente y apoyo nutricional práctico

Alimentación saludable, ideas de comidas para ti y toda tu familia.

Manejando mejor el estrés y los niveles de energía

Manejo del estrés, problemas para dormir, poca energía y fatiga, ansiedad, bajo estado de ánimo, poca concentración y memoria borrosa, optimizar el rendimiento en el trabajo y mejorar la capacidad de resistencia.

Prevención y apoyo en enfermedades crónicas

Diabetes, control del azúcar en la sangre, cáncer y salud cardiovascular.

A encontrar una respuesta inmune saludable

Regulación inmunológica disfuncional que incluye resfriados recurrentes, herpes labial y afecciones autoinmunes como colitis ulcerosa, enfermedad de Crohn, enfermedad tiroidea autoinmune, artritis reumatoide. Alergias y afecciones atópicas que incluyen asma, fiebre del heno (hay fever), eczema y psoriasis.

Salud de la piel

Acné, rosácea, eczema, psoriasis, infecciones persistentes por levaduras(candidiasis)

Salud de los Hombres

Salud preventiva general. Problemas de próstata, urinarios, infertilidad y libido. Rendimiento deportivo y optimización del rendimiento en el trabajo.

¿Por qué una mejor nutrición te ayuda con todos estos problemas de salud?

La comida puede ser una poderosa herramienta de curación o la causa de una enfermedad. Comemos diariamente para obtener energía y sustento, pero los alimentos también pueden afectarnos de manera no relacionada con su contenido de nutrientes. Nuestro sistema inmunitario puede reaccionar a los alimentos que comemos induciendo alergias o sensibilidades. Existen ciertos químicos naturales en los alimentos a los que las personas pueden ser sensibles. Los alimentos procesados a menudo contienen aditivos que pueden desencadenar una reacción. Por ejemplo, los sulfitos pueden desencadenar asma y los colorantes alimentarios pueden causar hiperactividad. Las personas con desequilibrios digestivos (por ejemplo, en la microflora intestinal o enzimas digestivas) pueden tener problemas con ciertos carbohidratos. Por lo tanto, la dieta siempre debe abordarse para que ocurra la curación.